Anemia desde las 4 dimensiones

Resistencia Orgánica

 

 

En lo más profundo de nuestros huesos, en la parte central se encuentra una materia blanda constituida por un conjunto de células especializadas en producir sangre y células de defensa. La falta de producción de células sanguíneas o glóbulos rojos, puede dar pie a la aparición de una enfermedad llamada anemia.

La anemia se manifiesta por múltiples signos y síntomas tales como: fatiga, palidez, pérdida de peso, respiraciones rápidas, dolores de cabeza, pérdida de memoria, insomnio, palpitaciones, tumefacción de pies y manos, coloración pálida de piel y conjuntivas, etc. La anemia puede ser ocasionada por diversos motivos y puede desarrollarse de una manera súbita o crónica. En el caso de las anemias súbitas y que ponen en riesgo la vida, la forma correcta de tratar es la reposición, pero en el caso de que sea algo crónico debemos ver que es lo que está pasando con trastornos alimenticios con deficiencias de vitamina B12, ácido fólico, Hierro o vitamina C; o un sangrado crónico por un cáncer de tubo digestivo. Es por ese motivo que es de suma importancia el diagnóstico. En cualquier caso de anemia crónica, la utilización de los nutrientes antes mencionados debe de emplearse y reabastecer de los nutrientes necesarios para la formación de más y mejores glóbulos rojos. Simplemente la mujer embarazada necesita más de ocho veces la necesidad de ácido fólico que una persona normal.

 

El consumo de tabaco es una causa muy frecuente de anemia ya que el tabaco interfiere en la absorción de la vitamina C ya que con cada cigarrillo que una persona fuma pierde el equivalente de 300 a 500mg de esta esencial vitamina que es de vital importancia para la producción de glóbulos rojos.

 

La anemia despierta una serie de comportamientos excéntricos, las personas que la padecen pueden desarrollar “PICA” que es cuando una persona come cosas que no son alimentos como es el ejemplo de las personas que tienen antojos por comer hielo, tierra o almidón puro. Pero la más frecuente de las anemias es por deficiencias de hierro, por ese motivo es necesario dar un aporte adecuado de hierro para contrarrestar este problema, teniendo mucho cuidado con la auto prescripción de minerales y vitaminas ya que mal manejadas pueden traer consecuencias graves.

 

Por otro lado, la utilización de algunas plantas como la ortiga, el Diente de león, el perejil y los germinados aportan cantidades altas en hierro. Existen plantas con la capacidad de estimular la médula ósea para que se produzca mayor cantidad de glóbulos rojos, a eso se le conoce como eritropoyesis, el Gingseng Siberiano o Eleuterococus y las semillas de zanahoria, tienen fuertemente esta propiedad de estimular a la médula ósea que produzca mayor cantidad de sangre. Otra planta muy utilizada en Europa con este mismo propósito es la genciana.

 

EMOCIONAL

A nivel emocional el o los órganos que se ven afectados en la Anemia es la médula ósea, al provenir embriológicamente del mesodermo nuevo, es controlado por la sustancia blanca del cerebro, esto quiere decir que hay una parte racional y otra parte animal, ¿a qué me refiero con una parte animal? Ver aquí. La emoción que predomina en una persona que tiene anemia es “Por no hacerle daño a mis seres queridos mejor me sacrifico”, hay una clara desvalorización de su persona, los motivos pueden ser muchos, la emoción es la misma. Como proviene del mesodermo nuevo quiere decir que podría responder a una combinación de terapia psicológica más acciones que le manden la señal a un animal interior que vale mucho y que no le hace daño a nadie.

 

TOXICOLOGICAMENTE

 

Se conoce que la exposición constante a metales pesados como el plomo y el arsénico, puede interferir en la producción de sangre en la médula ósea, por lo que en personas con anemias crónicas es importante realizar estudios para evaluar los depósitos crónicos de metales pesados en el cuerpo.

 

GENÉTICA

 

En nuestro código genético existen ciertas fallas que traemos de nacimiento las cuales se le conocemos como polimorfismos genéticos, esto no es en sí una enfermedad solo es una alteración de la norma de funcionamiento genético que tiene la mayoría de la población, que cuando están presentes estos polimorfismos puede ser más susceptible a padecer alguna alteración en el buen funcionamiento de ciertas células en el cuerpo, como es el caso de el polimorfismo MTHFR que es el encargado de un fenómeno llamado metilación y cuando este se ve alterado hay personas que son más susceptibles a anemias perniciosas que cuando es la cantidad de glóbulos rojos ya que por la mala funcionalidad de este gen requiere la suplementación adicional con vitamina B12 para que se realice un funcionamiento normal. Otro polimorfismo que puede intervenir en la anemia es GST/GPX ya que se encarga de la producción adecuada de una proteína llamada glutatión y al no haber suficiente de esta proteína en la sangre no permite la transportación adecuada de la vitamina B12 dentro de la célula, así que por más vitamina B12 que tomes no servirá de nada si no hay suficiente glutatión.